BLADE RUNNER / LOS ANGELES

Blade Runner, dirigida por Ridley Scott y estrenada en 1982 y basada parcialmente en la novela de Phillip K. Dick “¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas?” (1968). Se ha convertido en un clásico de la ciencia ficción y precursora del género cyberpunk. Esta protagonizada por Harrison Ford, aunque éste siempre ha evitado hablar de la misma en sus entrevistas.

La película transcurre en una versión distópica de la ciudad de Los Ángeles, EE.UU., durante el mes de noviembre de 2019. Del argumento de Blade Runner cabe destacar que describe un futuro en el que seres fabricados a través de la ingeniería genética, a los que se denomina “replicantes”, son empleados en trabajos peligrosos y como esclavos. Ahora declarados ilegales por algunos motines, un cuerpo especial de la policía debe rastrear y “retirar” a los replicantes, quienes son idénticamente a los humanos, pero más fuertes y con ausencia total de emociones y empatía.  Aunque en ocasiones puede resultar complicado distinguir ciertos enclaves de la ciudad americana debido a la estética cyberpunk, el director Ridley Scott no duda en rodar en algunos hitos de la ciudad.

La estación de policía es uno de los puntos neurálgicos de la película y para ello se utiliza el hall de la Union Station en el 800 de N. Alameda Street.

También es famoso el túnel por el que Deckard (Harrison Ford) conduce hacia su casa.  Se trata del 2nd Street Tunnel, en 2nd Street at Hill Street.

Para recrear la casa de Deckard se utilizó la Ennis-Brown House, 2607 Glendower Avenue, pero únicamente para el exterior, ya que los interiores fueron rodados en un set.

Si hay unas escaleras famosas en el cine de ciencia ficción, son las de Blade Runner en esa toma en contrapicado justo antes de acceder a la casa de Sebastian. Dicha escena se rodó en el edificio Bradbury, en el 304 S. Broadway.

Por último cuando Deckard entra en la casa de Sebastian, el Million Dollar Theater es visible a sus espaldas, sabiendo que se encuentra en el 307 S. Broadway de Los Ángeles.

Blade Runner es un clásico de la ciencia ficción, pero también es algo más, es una propuesta hacia una sociedad del futuro, una idea de cómo podrían llegar a ser nuestras ciudades y si bien es cierto, que muy cerca ya del 2019 sabemos que Los Ángeles no será así, sí podemos afirmar que el proceso de deshumanización de las ciudades que en el film se observa ya ha comenzado.

“Yo… he visto cosas que vosotros no creeríais: Atacar naves en llamas más allá de Orión. He visto rayos C brillar en la oscuridad cerca de la Puerta de Tannhäuser. Todos esos momentos se perderán… en el tiempo… como lágrimas en la lluvia. Es hora de morir.”

FICHA EN FILMAFFINITY:

http://www.filmaffinity.com/es/film358476.html

TRAILER ORIGINAL:

Podéis ver más información en:

http://www.archdaily.com/233625/films-architecture-blade-runner/

Anuncios